Inicio > Declaración de la renta > Notificar cambio de domicilio fiscal

Notificar cambio de domicilio fiscal

La Ley obliga a todos los contribuyentes a notificar cualquier cambio en el domicilio fiscal, puesto que es el lugar de localización del obligado tributario con Hacienda, para cualquier impuesto. Por lo que respecta a la declaración de la renta 2013, es fundamental notificar cualquier cambio de domicilio fiscal, sobre todo a la hora de poder aplicarnos la deducción por compra de vivienda.

¿Cómo cambiar el domicilio fiscal?

La Agencia Tributaria dispone de varias vías para que podamos realizar el cambio de domicilio fiscal:

  • Por internet. Si disponemos de certificado electrónico reconocido por la AEAT o DNI electrónico, podemos acceder a la Sede Electrónica de la web de la Agencia Tributaria y pinchar en el enlace “mis datos censales”. De esta manera se produce el cambio de domicilio fiscal online.
  • Por teléfono. Llamando al 901 33 55 33. Para que puedan tramitar el cambio de domicilio fiscal por teléfono, es imprescindible tener a mano la última declaración de la renta presentada, puesto que necesitarán realizar algunas comprobaciones para asegurar que quien llama es el obligado tributario.
  • Presencialmente. También se puede cambiar el domicilio fiscal personándose en una delegación de la Agencia Tributaria, rellenando el modelo 030 si somos persona física, o el 036 si se trata de una empresa o personas físicas que desarrollen una actividad.
  • En la declaración de la renta 2013, sólo si no desempeñamos ninguna actividad profesional o empresarial. Si nos hemos cambiado de vivienda, podemos notificar el cambio de domicilio fiscal en la propia declaración del IRPF, cumplimentando los datos del nuevo domicilio.

¿Qué pasa si no se notifica el cambio de domicilio fiscal?

Recordemos que por ley los contribuyentes están obligados a notificar cualquier cambio de domicilio fiscal, y en caso de que no lo hagan, se les podrá imponer una multa de hasta 100 euros si se trata de personas físicas y de hasta 400 euros en caso de personas jurídicas. Además, en caso de que no comuniquemos el cambio de domicilio fiscal, perderemos el derecho a practicarnos la deducción por compra de vivienda o la deducción por alquiler de vivienda en la renta 2013.

Por último, en caso de que la Agencia Tributaria nos tenga que realizar una notificación por correo, y no la recibimos porque no hemos cambiado el domicilio fiscal y por tanto se ha enviado a otra dirección, perderemos toda posibilidad de recurrir o de presentar la documentación que a través de esa notificación nos soliciten.